Follow me

El diario de Rebeca Ugaz
Esenciales pre y post-parto
Baby Led Weaning
Juegos y actividades
DIY
Fiestas y cumpleaños
Welcome & Enjoy
•••
"Because being a mom has shown me what true love is."

El tabú de los Masajes Perineales

El tabú de los Masajes Perineales

 

 

17
Ene
El tabú de los Masajes Perineales

¡Hola preciosos y preciosas!

Hoy os hablaré de los masajes perineales, ¿sabéis lo que son? Yo hasta que no me quedé embarazada del #petitAleix no tenia ni idea de lo que eran, ni como se hacían, ni para que servían, ni nada de nada. 

La primera vez que lo oí fue gracias a una amiga que ya hacia un par de años que había sido mamá, pero nunca antes me lo había comentado, curioso, ¿no? También tenia primas y conocidas que habían sido madres en los últimos años y ninguna de ellas nunca mencionó estos masajes, ¡con lo útiles que son! Parece ser un tema un poco tabú, porque se trata de hacer masajes en la zona íntima y claro todo lo que tiene que ver con esto suele hacer enrojecer al que lo cuenta o al que lo escucha. 

Yo desde que di a luz es algo que recomiendo hacer al 100% a todo el mundo y es algo que volveré a hacer obviamente con baby2.

Pero primero de todo…¿Qué es el periné o zona perineal? Quizás os suena más el término suelo pélvico, pues bien son una serie de músculos que se encuentran en la zona de la pelvis. 

¿Qué hacen estos músculos? Pues tienen muchísimas funciones, como la de continencia, ya que controlan los esfínteres tanto de micción (pipi) como los de defecación (caca), o la función sexual, si estos músculos están bien tonificados las relaciones son más placenteras. Otra función importante es la reproductiva, pues el periné es la última barrera que tiene que salvar la cabeza del bebé para poder salir y que produce una contracción refleja en el útero que hace que la embarazada quiera empujar y por último tiene la función de sostén de órganos como la vejiga, el útero, la vagina o el recto.

Dicho esto, al dar a luz, el bebé al salir va a empujar toda esta musculatura que si no la trabajamos adecuadamente puede romperse y producir traumatismos en la zona y que habrá que suturar a posteriori (los famosos puntos). Así pues si realizamos una serie de masajes sobre la zona, conseguiremos estirar el periné y dotarlo de elasticidad para el día del parto y disminuir la probabilidad de que nos tengan que poner puntos (realizar los masajes no quiere decir que nos salvemos de ellos al 100% pero si reducir el número de puntos que nos van a poner), que son de lo más molesto durante el postparto.

Recomiendan realizar los masajes cada día a partir de las semanas 32/34. Yo empecé en la 34, al principio me los hacia yo pues mi barriga me lo permitía pero luego tuvo que ser mi pareja quien me los hacia porque yo ya no me llegaba la zona de manera cómoda. La verdad es que resultan un poco incómodos, pero en 5 minutos están hechos…así que tampoco es tanto sacrificio para los beneficios que aportan si los haces.

Automasaje: usaremos los dedos pulgares.

Masaje realizado por la pareja: usará los dedos índice y corazón.

En ambos casos hay que introducir los dedos en la vagina unos 3-4 cm, o sea, la primera falange.

Cómo os decía, yo empecé en la semana 34 pero no era muy constante, luego a partir de la 37 ya me lo tomé más en serio e intentábamos hacerlos un día si uno no, y ya al final intentabamos que fuera cada día. 

La verdad… se iba notando la progresión, la musculatura en los últimos masajes estaba súper elástica, tanto que cada vez mi pareja tenia que hacer más presión para que yo notara que él estaba presionando, así que SI, si que funcionan. Y de hecho quedó patente durante el parto, pues con DOS empujones el #petitAleix ya salió y encima no me pusieron ningún punto! NI UNO!

Está claro que cada una tiene un periné distinto pero ya os aseguro yo que si no hubieran sido por los masajes algún punto, aunque hubieran sido pocos, me hubieran puesto. Esto es una alegría, pues ya incluso a las dos horas de haber dado a luz pude hacer pipi (en la cuña, pues no me dejaron levantar antes de la cama, por protocolo al haberme puesto epidural) y sin dolor alguno. Y ya os podéis imaginar mi postparto…fue de lujo! 

Así que aunque os de pereza, os de cosa comentarlo a vuestra pareja, aunque os sea incómodo o algo molesto, HACEDLO! De verdad os lo aconsejo y me daréis las gracias!

Os dejo el protocolo paso a paso de los DOS masajes que nosotros hacíamos, en total entre 5-6 minutos, no más. Yo intentaba que los masajes fueran por la noche después de ducharme, ya que recomiendan aplicar calor en la zona con la finalidad de aumentar la circulación, y además así la zona está limpita y lista para el masaje. Importante manos limpias y uñas cortas y limadas! Que si no…duele!! Y lubricar los dedos con algún aceite de masajes, yo usé el que tenia de rosa mosqueta, pero con aceite de oliva va bien igual y es más barato!

Masaje 1: presionamos el periné hacia abajo y hacia los lados y mantenemos la presión durante 2 minutos.
Masaje 2: realizamos un movimiento de vaivén durante 3-4 minutos.

No Comments

Post A Comment